Clorpromazina

 

Acción Terapéutica

Antipsicótico, antiemético.
Publicidad

Propiedades

Como antipsicótico actúa bloqueando los receptores postsinápticos dopaminérgicos mesolímbicos en el cerebro. Las fenotiazinas también producen un bloqueo alfaadrenérgico y deprimen la liberación de hormonas hipotalámicas e hipofisarias. Sin embargo, el bloqueo de los receptores dopaminérgicos aumenta la liberación de prolactina en la hipófisis. Como antiemético inhibe la zona disparadora quimiorreceptora medular y su acción ansiolítica se piensa que se produce por reducción indirecta de los estímulos sobre el sistema reticular del tallo encefálico. Además, los efectos del bloqueo alfaadrenérgico pueden producir sedación. Su metabolismo es hepático y se elimina por vía renal y biliar.

Indicaciones

Tratamiento de los trastornos psicóticos; es eficaz en la esquizofrenia y en la fase maníaca de la enfermedad maniacodepresiva. Tratamiento del control de náuseas y vómitos severos en pacientes seleccionados. Terapéutica alternativa a los fármacos de primera línea en el tratamiento en el corto plazo (no más de 12 semanas) de la ansiedad no psicótica. Tratamiento de problemas severos de comportamiento en niños (hiperexcitabilidad). Tratamiento coadyuvante del tétanos y en la porfiria aguda intermitente.

Dosificación

Forma oral: comprimidos. Dosis usual para adultos: 10 a 50mg 2 a 6 veces por día, ajustando en forma gradual la dosis según necesidades y tolerancia. Los pacientes geriátricos y debilitados requieren una dosis menor. Dosis máxima: hasta 1 gramo diario. Dosis pediátricas usuales, niños de 6 meses en adelante: 0,55mg/kg o 15mg/m2 cuatro veces al día (por lo general en solución oral o jarabe). Inyectable, adultos: vía IM: 25mg a 50mg repetidos en una hora, si es necesario, y cada 3 a 12h a partir de entonces, según necesidades o tolerancia. Vía IV: 25mg a 50mg diluidos en una concentración de no más de 1mg/ml con cloruro de sodio inyectable y administrados a un ritmo de 1mg por minuto. Dosis máxima: hasta 1 gramo al día. Dosis pediátricas, niños de 6 meses en adelante: vía IM o IV, 0,55mg/kg o 15mg/m2 cada 6 a 8 horas según necesidades y hasta 40mg al día para niños de 6 meses a 5 años y hasta 75mg al día para niños de 5 a 12 años.

Reacciones Adversas

Son de aparición más frecuente: visión borrosa o cualquier cambio en la visión, movimientos de torsión del cuerpo por efectos parkinsonianos extrapiramidales distónicos. Hipotensión, constipación, mareos, somnolencia, sequedad de boca, congestión nasal. Raramente se observa discinesia tardía, micción difícil (por efecto antimuscarínico), rash cutáneo, trastornos del ciclo menstrual, hipersensibilidad a la luz solar, galactorrea, náuseas, vómitos.

Precauciones y Advertencias

Los pacientes que no toleran una fenotiazina pueden no tolerar otras. Las medicaciones antipsicóticas elevan las concentraciones de prolactina, que persisten durante la administración crónica. En los recién nacidos cuyas madres recibieron fenotiazinas al final del embarazo se ha descripto ictericia prolongada, hiporreflexia o hiperreflexia y efectos extrapiramidales. Durante la lactancia se observa somnolencia en el lactante. Los pacientes geriátricos necesitan una dosis inicial más baja pues tienden a desarrollar concentraciones plasmáticas más elevadas, son más propensos a la hipotensión ortostática y muestran una sensibilidad aumentada a los efectos antimuscarínicos y sedantes de las fenotiazinas. También son más propensos a desarrollar efectos secundarios extrapiramidales, tales como discinesia tardía y parkinsonismo. Se sugiere administrar a los pacientes ancianos la mitad de la dosis usual del adulto. Por su efecto antimuscarínico puede disminuir e inhibir el flujo salival y contribuir al desarrollo de caries, enfermedad periodontal y candidiasis oral. Los efectos leucopénicos y trombocitopénicos de las fenotiazinas pueden aumentar la incidencia de infección microbiana, retraso en la cicatrización y hemorragia gingival.

Interacciones

Los antihistamínicos y antimuscarínicos intensifican los efectos antimuscarínicos de las fenotiazinas; sobre todo confusión, alucinaciones y pesadillas. Las anfetaminas pueden producir reducción de los efectos antipsicóticos de las fenotiazinas y éstas disminuir el efecto estimulante de las anfetaminas. Las fenotiazinas pueden bajar el umbral para las crisis convulsivas, siendo necesario ajustar las dosis de los anticonvulsivos. Pueden inhibir el metabolismo de la fenitoína y dar lugar a toxicidad por fenitoína. El uso simultáneo con antitiroideos puede aumentar el riesgo de agranulocitosis, con la bromocriptina puede aumentar las concentraciones séricas de prolactina. Se pueden inhibir los efectos antiparkinsonianos de la levodopa debido al bloqueo de los receptores dopaminérgicos en el cerebro. El uso simultáneo con bloqueantes betaadrenérgicos da lugar a una concentración plasmática elevada de cada medicación.

Contraindicaciones

Depresión severa del SNC, estados comatosos, enfermedad cardiovascular severa. La relación riesgo-beneficio se evaluará en las siguientes situaciones: alcoholismo, angor pectoris, discrasias sanguíneas, glaucoma, disfunción hepática, enfermedad de Parkinson, úlcera péptica, retención urinaria, síndrome de Reye, trastornos convulsivos, vómitos (ya que la acción antiemética puede enmascarar los vómitos como signo de sobredosis de otras medicaciones).
Publicidad

Interacciones de Clorpromazina

Clorpromazina interactuando con Adrenalina
Clorpromazina interactuando con Alcohol
Clorpromazina interactuando con Alfuzosina
Clorpromazina interactuando con Anfetaminas
Clorpromazina interactuando con Antiácidos con hidróxido de Mg y Al
Clorpromazina interactuando con Anticolinérgicos
Clorpromazina interactuando con Antihistamínicos H1
Clorpromazina interactuando con Antiparkinsonianos
Clorpromazina interactuando con Artemetero
Clorpromazina interactuando con Astemizol
Clorpromazina interactuando con Atropina
Clorpromazina interactuando con Barbitúricos
Clorpromazina interactuando con Bromocriptina
Clorpromazina interactuando con Ciprofloxacina
Clorpromazina interactuando con Cloroquina
Clorpromazina interactuando con Depresores del SNC
Clorpromazina interactuando con Dronedarona
Clorpromazina interactuando con Eritromicina
Clorpromazina interactuando con Fármacos que alargan el intervalo QT del ECG
Clorpromazina interactuando con Fluoxetina
Clorpromazina interactuando con Fluvoxamina
Clorpromazina interactuando con Gadobutrol
Clorpromazina interactuando con Gliclazida
Clorpromazina interactuando con Glimepirida
Clorpromazina interactuando con Gliquidona
Clorpromazina interactuando con Haloperidol
Clorpromazina interactuando con Inhibidores de CYP2D6
Clorpromazina interactuando con Inhibidores de la acetilcolinesterasa
Clorpromazina interactuando con Levodopa
Clorpromazina interactuando con Lumefantrina
Clorpromazina interactuando con Maprotilina
Clorpromazina interactuando con Memantina
Clorpromazina interactuando con Meperidina
Clorpromazina interactuando con Metoclopramida
Clorpromazina interactuando con Nilotinib
Clorpromazina interactuando con Norepinefrina
Clorpromazina interactuando con Pergolida
Clorpromazina interactuando con Pimozida
Clorpromazina interactuando con Pramlintida
Clorpromazina interactuando con Probucol
Clorpromazina interactuando con Procainamida
Clorpromazina interactuando con Quinina
Clorpromazina interactuando con Sertindol
Clorpromazina interactuando con Seudoefedrina
Clorpromazina interactuando con Succinilcolina
Clorpromazina interactuando con Tamoxifeno
Clorpromazina interactuando con Tetrabenazina
Clorpromazina interactuando con Tioridazina
Clorpromazina interactuando con Valproico ácido
Clorpromazina interactuando con Ziprasidona

iVademecum © 2016 - 2019.

Políticas de Privacidad
Disponible en Google Play